• ¿Por qué aparecen burbujas en el barniz durante la aplicación?

    Las burbujas que aparecen en un producto como el barniz, la laca, la pintura… pueden ser causadas por los siguientes motivos:
    – Haber mezclado demasiado rápido el producto y entra aire dentro de este. Este aire sale después de la aplicación antes de que se seque el producto. Pero el aire puede quedar atrapado antes de llegar a la superficie.
    – A causa de una mezcla de un producto demasiado frío. Por ejemplo, si un pote de 5 kg de barniz está frío, la viscosidad es diferente y las burbujas tendrán más dificultad para subir a la superficie. Esto también puede ocurrir aunque la mezcla se haga lentamente. Siempre habrá burbujas.
    Si el barniz está a la temperatura adecuada pero se aplica sobre un soporte demasiado frío, el fenómeno será el mismo. La viscosidad de un líquido aumenta a medida que la temperatura baja. Así que cuanto más baja es la temperatura, más espeso es el producto.
    Las burbujas pueden quedar atrapadas en el barniz si la mezcla ya no está lo suficientemente fresca. (si se sobrepasa el potlife).
    Nota: un paquete de 5 kg de barniz necesita varias horas para alcanzar la temperatura de la habitación y del soporte sobre el que se va a aplicar.
    Lo mismo ocurre con la temperatura del soporte.
    A veces, al final de una obra, se va a buscar un pote de barniz a la camioneta afuera (temperatura más fría) y pensamos que en unos minutos o una hora la masa líquida del barniz alcanzará la temperatura adecuada. ¡Esto no es cierto!
    La temperatura ideal para empezar a aplicar correctamente los barnices es entre 12 y 25°C para la mayoría de los barnices transparentes y a veces entre 10 y 30°C.
    También depende de la humedad ambiental.
    Cuanta más alta sea la temperatura, más fluida será la aplicación.
    En principio, los profesionales del sector conocen bien estas reglas.